Usted está en:Inicio > Todas las novedades > Más de 250 funcionarios de MUFACE reciben la medalla en reconocimiento a 35 años de servicio al Estado

Más de 250 funcionarios de MUFACE reciben la medalla en reconocimiento a 35 años de servicio al Estado

Versión para impresiónPDF version
  • A la entrega de estas distinciones acudieron empleados de la Mutualidad procedentes de toda España
  • El acto central fue presidido por el director general de MUFACE y el secretario general de Administración Digital

Doscientos cincuenta y seis funcionarios y miembros del personal laboral de MUFACE han sido distinguidos con la medalla que acredita los, al menos, 35 años de servicio al Estado. De ellos, ciento tres estuvieron presentes en el acto central de entrega de esta distinción, celebrado el jueves 27 de septiembre en el Gran Anfiteatro del Colegio de Médicos de Madrid y que fue presidido por el director general de MUFACE, Antonio Sánchez, el secretario general de Administración Digital, Fernando de Pablo, y la secretaria general de la Mutualidad Myriam Pallarés.

Esta medalla, establecida en la Orden Ministerial Comunicada del Ministerio de Hacienda y Función Pública de 26 de marzo de 2018, reconoce los méritos contraídos por los empleados públicos a lo largo de su carrera administrativa, y su concesión se inscribirá en un registro creado al efecto, así como en el Registro Central de Personal.

Junto a Sánchez, De Pablo y Pallarés, hicieron entrega de las distinciones los directores de los departamentos de Prestaciones Sanitarias, Patricia Orden, de Prestaciones Sociales, Francisco Lara, y de Gestión Económica y Financiera, Rubén Baz. En el acto también estuvieron presentes representantes de los sindicatos de funcionarios CSIF y CCOO.

Reconocimiento y agradecimiento

Antes de proceder a la entrega de las medallas intervino la secretaria general de MUFACE, quien destacó que además de un reconocimiento la distinción era, sobre todo, un “agradecimiento por tantos años de trabajo al servicio de la sociedad”. Pallarés destacó también que “en esta etapa de transformación y revitalización del organismo me gustaría conformar un sistema de recursos humanos en el que sean protagonistas la gestión del talento, la motivación, el conocimiento, la eficiencia y por supuesto las personas”.

A continuación, se leyeron los mensajes que enviaron algunos de los funcionarios que no pudieron desplazarse a Madrid a recibir la distinción, en los que se puso de manifiesto un sentimiento compartido de pertenencia a la Mutualidad, así como la satisfacción por desarrollar o haber desarrollado durante tantos años un trabajo que ha incidido en múltiples casos en la mejora de la calidad de vida de los ciudadanos.

Fueron precisamente estos dos sentimientos, el de pertenencia y el de la satisfacción por prestar un servicio esencial al ciudadano, los ejes del discurso con el que cerró el acto el director general de MUFACE, Antonio Sánchez: “Me corresponde gestionar y cuidar un legado de 42 años de historia, y que es patrimonio de los funcionarios y sus familias”.

Momento ilusionante

El director general quiso subrayar que el término “vocación” está estrechamente asociado a los que prestan servicio en MUFACE: “Sólo quienes trabajamos aquí sabemos lo apasionante y gratificante que es nuestra tarea. Algo tendrá MUFACE que nadie se quiere ir y el que se va, vuelve. Algo tendrá MUFACE que nos motiva a asumir esfuerzos y trabajos adicionales por encima del estricto cumplimiento del deber”, recalcó Sánchez.

Durante su intervención, el director general dio especialmente las gracias a todos aquellos funcionarios que realizan una misión esencial, y en ocasiones impagable, en muchas provincias de España, atendiendo sin dudar las urgencias de los mutualistas y, si es preciso,  fuera de su horario oficial de trabajo.

Por último, Antonio Sánchez hizo referencia expresa a lo que calificó como “momento ilusionante” por el que atraviesa MUFACE, citando como hitos del nuevo impulso que vive el organismo el Concierto Sanitario y los novedosos servicios adicionales en él incluidos, el proyecto de implantación de la receta electrónica, y los proyectos de modernización tecnológica destinados a mejorar significativamente el servicio al mutualista y la imagen de la Mutualidad.

“En años de cierto abatimiento, ha sido difícil mantener alta la moral. Hemos querido recuperar la autoestima del organismo y la grandeza de nuestra familia. Y es el momento de ilusionarse de nuevo”, concluyó el director general.

Todos los asistentes

paniramica general

panoramica general

Primer plando del Director y los homenajeados